Capital Michoacán
PUBLICIDAD
Jueves 21 de Febrero 2019

Jueves 21 de Febrero 2019

UnidadInvestigación
| | |

La lucha libre ya tiene un nuevo seguidor

Foto. Víctor Ruíz
1 / 9
|
17 de Septiembre 2017
|
Se vio a los luchadores volar por todos lados, bailar, aparecer entre el público, utilizar sillas, cinturones y hasta aventarse desde las gradas.

Víctor Ruiz

Santi solamente tiene 6 años de edad, pero este domingo ya asistió por primera vez a una función de Lucha Libre. Acompañado de su padre, quien se mostraba más emocionado, aprendió los principales detalles que caracterizan a este deporte, el cual sigue demostrando que está dentro de los favoritos del público mexicano.

“¡Mira, Santi, a los rudos se les llama así porque son los malos y los técnicos son los buenos!”, le explicaba su padre a Santi, al tiempo que sobre el ring aparecían Danger, Toro Machín, Rey Payaso y otros luchadores locales que abrieron el espectáculo de la Triple A en Morelia.

Es verdad. En un inicio daba la impresión de que Santi no estaba emocionado ni mínimamente interesado, la misión de su padre parecía que estaba destinada al fracaso; pero bastaron unas primeras acrobacias para que el pequeño mirara el domingo de una forma distinta.

Las máscaras iban y venían por todo el auditorio Servando Chávez. Desde leyendas como el Santo, hasta figuras retro como Octagón y por supuesto la sensación Psycho Clown, quien recientemente fue el encargado de despojarle la máscara al Dr. Wagner Jr.

Las máscaras que han caído en los aniversarios del CMLL

Al caer la noche, las peleas fueron subiendo de nivel y la expectación aumentó cuando al ring se presentó Averno y Súper Fly, quienes se midieron ante Argenis y Bengala. Para ese momento, Santi ya era un aficionado consagrado y de sus manos no soltaba los dos muñecos y la máscara de Drago que su padre se había apresurado a comprarle.

Tras varias llaves y acrobacias, la contienda se la llevó Argenis y Bengala, quienes a manera de agradecimiento recibieron dinero por parte del público. Monedas y monedas volaban hacia el ring, las cuales fueron recolectadas por ambos luchadores.

La euforia llegó a su máximo esplendor cuando las luces y las trompetas anunciaban el arribo de Psycho Clown, Pagano y Joe Líder, quienes se enfrentaron a Monsther Clown, Murder Clown y Dave The Clown.

“¡Psycho, Psycho!”, gritaba a una sola voz los aficionados que hicieron retumbar el auditorio. Aprovechando que los morelianos estaban de su lado, el ganador de la edición número XXV de la Triplemanía tomó el micrófono para provocar constantes estallidos de jubilo.

En una pelea que fue una autentica locura, se les vio a los luchadores volar por todos lados, bailar, aparecer entre el público, utilizar sillas, cinturones y hasta aventarse desde las gradas.

Santi fue testigo de otra victoria de Psycho Clown y sus secuaces sobre los rudos; pero al mismo tiempo, se gestó el inicio de una nueva relación entre padre e hijo: la de dos fieles aficionados a la Lucha Libre mexicana.

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Notas relacionadas

Mueren tres federales durante enfrentamiento en Morelia [Leer más]

Cuánto adeudan los contribuyentes de Morelia [Leer más]

Festejos guadalupanos dejan mil 300 toneladas de basura en M [Leer más]

Qué se dijeron Sergio Mayer y Guillermo del Toro [Leer más]

Recomendados