Capital Michoacán
PUBLICIDAD
Miércoles 20 de Marzo 2019

Miércoles 20 de Marzo 2019

UnidadInvestigación
| | |

Al buen entendedor

Juan José Rosales. Foto: Especial Foto Capital Media
|
04 de Octubre 2017
|

Morelia, Michoacán a 3 de octubre de 2017.- El morbo es un interés malsano, nos atraen los acontecimientos desagradables. El mejor ejemplo del hambre mexicana por los episodios protervos es la lucha libre, nos congregamos alrededor del pancracio al grito de, ¡quiero ver sangre!

Circo romano de greñudos y enmascarados. Lo que menos le importa a la mayoría de periodistas, reporteros, analistas y público en general, son las consecuencias (positivas o negativas) políticas y económicas de los movimientos en el equipo del gobernador.

Esperan los cambios en el gabinete, anunciados por el propio ejecutivo, para regodearse y confirmar la premisa del “funcionario ineficaz”. No quieren saber si la administración va a mejorar, sólo esperan pacientemente la oportunidad para el escarnio.

Son muchas las razones para realizar ajustes, pero las más certeras son siempre las que tienen que ver con un mal desempeño.

De eso no hay duda. Esto es lo que debe ocuparnos, entender que, a dos años de gobierno, Silvano Aureoles todavía no logra un equipo sólido, no encuentra en quien delegar parte de la responsabilidad de gobierno, porque gobernar no lo puede hacer un solo hombre. Cercano a la mitad de su mandato, es el momento preciso para sacudirse los compromisos y tomar decisiones. Michoacán lo necesita.

QUE SIEMPRE NO HABRÁ HUELGA

Las organizaciones sindicales o gremiales en Michoacán han perdido su esencia, ya no promueven ni defienden los derechos del trabajador o buscan mejorar las condiciones laborales, ahora son cotos de poder de grupúsculos que usan a “las bases” para satisfacer su ambición política y económica.

En gran parte de las organizaciones sindicales no existen procesos democráticos para renovar sus dirigencias, tenemos dictadorzuelos (Godoy dixit), que se valen de toda clase de artimañas para mantenerse en el poder.

Un ejemplo claro lo tenemos en el sindicato formado por empleados de la Universidad Michoacana (SUEUM). En este momento resulta pertinente aclarar que soy partidario de la organización de los trabajadores para defender sus derechos, lo que resulta inadmisible es el exceso y confundir la “lucha gremial” con actos ilícitos; no podemos seguir tolerando chantajes disfrazados de “reivindicaciones sociales”.

A través de un socarrón comunicado, Eduardo Tena informó que el Consejo General de Huelga del SUEUM acordó (a propuesta del propio Tena) “desistirse de la huelga que estallaría el 4 de octubre”, por no ser conveniente en este momento para, “poder mantener la defensa del Contrato Colectivo de Trabajo”. El problema, según Tena, es que si no trabajan dejarían de percibir su salario. Qué raro, ¿verdad? La amenaza de la organización ahora se mueve al 19 de octubre a las 7 de la noche.

Encuentra más notas sobre

PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Notas relacionadas

Guardia Nacional complemento para policías locales en Michoa [Leer más]

Preocupa a Conago esquema de seguridad pública federal [Leer más]

Ante protestas, afirma Aureoles que sí pagará a docentes [Leer más]

Se reúnen Aureoles y Moctezuma en la CDMX [Leer más]

Recomendados