Capital Michoacán
Menú de Navegación
Suscríbete >
Facebook Twitter
Search X
- MÁS SECCIONES
X
CONTACTO Newsletter SUSCRÍBETE
  • Capital Coahuila
  • Capital Hidalgo
  • Capital Jalisco
  • Capital Morelos
  • Capital Oaxaca
  • Capital Puebla
  • Capital Quintana Roo
  • Capital Querétaro
  • Capital Veracruz
  • Capital
  • Capital México
  • Capital Michoacán
  • Capital Mujer
  • Reporte Índigo
  • Estadio Deportes
  • The News
  • Efekto
  • Diario DF
  • Green TV
  • Revista Cambio
Radio Capital
Pirata FM
Capital Máxima
Capital FM
Digital
Prensa
Radio
TV
v Capital =
Opinión / Al Buen Entendedor

Los responsables del vandalismo en Nahuatzen

Juan José Rosales Gallegos
Juan José Rosales Gallegos correo848485@correo.com
Hace 10 meses
Facebook Twitter Whatsapp

¡Cuántos abusos y delitos se han cometido en aras de la lucha por los derechos de los indígenas! Parece que invocar la causa de los pueblos originarios es un pasaporte a la impunidad. Algunos líderes de comunidades gritan a los cuatro vientos que defienden, lo que ellos llaman, sus derechos, y nunca demuestran que cumplen con sus obligaciones. Todos los ciudadanos mexicanos tenemos los mismos derechos (ser indígena no significa tener más o menos), y debemos cumplir con iguales obligaciones. Eso es un trato igualitario.

La política del chantaje, encubierta con la clásica frases, “nos reunimos, se les pidió opinión y fue la comunidad que decidió”. Decir “comunidad” es decir todo y nada, es la mejor forma de eludir toda responsabilidad cuando se comete un delito.

Antonio Arreola, Manuel Torres, Gerardo Talavera y una mujer de nombre Ana María, fueron los instigadores que encabezaron una turba de secuestró y quemó dos camionetas repartidoras de empresas privadas en el municipio de Nahuatzen. La razón, según sus propias palabras, “si no vienen con la intención de traer ambulancia o el camión recolector de basura, y la lista de personas que ya, instantáneamente, mañana o pasado (lo instantáneo y el espacio-tiempo para el malhechor es una esquizofrénica confusión) empiecen a trabajar en la clínica, van a seguir quemando carros”.

La virilidad de asumir la responsabilidad no existe cuando la mejor mascara es el colectivo: “No se vale que orillen a la comunidad a hacer este tipo de acciones”. Yo no fui, fue teté…

Al entablar comunicación con autoridades estatales, llegaron hasta la burla, “tenemos 40 camiones; bueno son 38, 2 ya no están”.

COMPARTE Facebook Twitter Whatsapp
MÁS DE OPINIÓN

Algunos escritores fantásticos y Lucius Shepard

Hace 1 mes
Carlos Rojas Martínez
Al Buen Entendedor / Juan José Rosales Gallegos

Al buen entendedor

Hace 5 meses
Juan José Rosales Gallegos

“Cuernos en el ombligo de la luna”

Hace 5 meses
Capital Digital
Al Buen Entendedor Seguir Leyendo>
Juan José Rosales Gallegos

Al buen entendedor

Juan José Rosales Gallegos